Celiacos acudieron a la Defensoría del Pueblo de Oberá

En la ciudad de Oberá, aún existen dificultades para que los consumidores celíacos puedan gozar plenamente de una posición de igualdad respecto a los demás.


La celiaquía es una enfermedad intestinal crónica que se caracteriza por la intolerancia al gluten, una proteína que se encuentra en el trigo, la avena, la cebada y el centeno (T.A.C.C).


Se trata de una afección hereditaria y autoinmunitaria que debilita la capacidad del intestino para absorber los nutrientes en forma adecuada, provocando síntomas intestinales, retraso de crecimiento en niños, retraso del desarrollo y de la pubertad, y talla baja, entre otras afecciones.
El sábado 28 se reunieron en la Defensoría del Pueblo, las señoras Zulmira Ferreyra y Claudia Hintz en representación de Celiacos autoconvocados, el contador Benigno Romero en representación de la Universidad Gastón Dachary, la Defensora del Pueblo Patricia Nittmann y la Dra Yamila Gamez. Quienes mantuvieron un intenso debate, sobre la ley 26588 y la Ordenanza Municipal 2211, donde se recalcó la falta de abastecimiento de ciertos productos por parte de los comercios de nuestro municipio como así también el incumplimiento del artículo 2 de la mencionada ordenanza que obliga a los comercios tomar los recaudos necesarios para que estos productos alimenticios no se contaminen haciéndoles perder la condición de “libres de gluten”.
Se propuso desde la Defensoría ofrecer el espacio físico para distintas charlas destinadas a celiacos y se articularan capacitaciones con distintos profesionales como médicos, nutricionistas, psicólogos. También se convocara a los propietarios de los distintos comercios de productos alimenticios a fin de ponerlos en conocimiento de la vigencia e importancia de la mencionada ordenanza.