Directivos y docentes preocupados por la deserción en las Escuelas

Directivos y docentes de la Escuela N°633 de Campo Ramón, mantuvieron una reunión con padres de los alumnos de la institución, en conjunto con la Pastoral de adicciones de Cáritas y la Policía Comunitaria, donde abordaron distintos temas junto a los padres de la comunidad educativa.

Marcelo Poje, Director de la Escuela manifestó “Con la ayuda de distintas instituciones, como es la Policía comunitaria, se abordaron temas de suma importancia para nuestro padres de la comunidad, un tema muy importante en que se hizo hincapié fue en los derechos de los niños, sobre todo la información que muchas veces escapa a cada papá y cada mamá”.

Poje explicó también sobre los certificados que muchas veces le exigen los padres para percibir el la Asignación Universal, al respecto dijo “uno de los requisitos fundamentales es que el alumno concurra diariamente a la institución, sea alumno regular, al igual que lo hacen las otras instituciones, primeramente pasan por salud pública, o la salita donde van y le revisan al niño si está en buenas condiciones de salud, y después pasan por la institución, luego pasan por la institución donde yo ratifico lo que el médico completó en la libreta, con lo cual después el padre o la madre se acerca a Anses y presenta ese certificado para percibir la ayuda, esa ayuda es para que le compren al alumno, ropa, útiles, y lo necesario para que el alumno asista a la escuela, por eso tenemos que verificar que se cumplan todos los requisitos”.

Mirna Farías, Vicedirectora dijo que “gracias al trabajo que realiza la policia comunitaria han vuelto muchos chicos a clases, porque entienden que el derecho a la educación es el primordial y la obligación como padres de mandarlos a la escuela también. Ellos visitan a las familias y hacen un trabajo comunitario,”.

“Conocemos a las familias normalmente y reconocemos cuando algo no anda bien, o tienen cosas que resolver, por eso tratamos de brindarles herramientas de prevención de problemáticas”, dijo Norma Morales, docente de la escuela.