"Siempre se pagaron los servicios en término", dijo Rizzo de Paulus

Ante el reclamo via carta documento que recibió la Municipalidad local por parte de la Cooperativa Eléctrica Limitada Oberá (CELO) que hace referencia a una deuda de casi medio millón de pesos, la Directora de Finazas, Liliana Rizzo de Paulus respondió oficialmente. “Creo que estas cuestiones hay que dirimirlas de otra manera porque son cuestiones comerciales. En todas mis conversaciones con la Celo ya sea en forma verbal o escrita, quise sentarme a charlar en una mesa de trabajo común y aceptemos una solución en bien de las instituciones. Todo esto empieza este año, a raíz de la facturación de agua, ya que se desprenden algunas anomalías, una es el elevado consumo que se va prácticamente al doble. La mayoría de lo facturado es para atender canillas públicas o gente de escasos recursos, es un servicio que debería prestar la Cooperativa  que tenemos como para cobrar pero por los problemas financieros que tienen hay varias cuestiones pendientes, mientras que nosotros siempre pagamos las facturas de servicio en término”.

Entrando en el terreno de las suposiciones  Rizzo dijo “en el caso de que el reclamo se de a la inversa y laMunicipalidad reclamara a la Celo, lejos le quedarían debiendo a la Cooperativa y si se comprueba que las bonificaciones se hicieron estaríamos a la par. Ellos no nos pagan desde 2005 el derecho a inhumación que tienen que pagar por el servicio de sepelio,  no pagan el servicio del agua que distribuimos que según convenio es responsabilidad de la Celo pero  la llevamos con vehículos municipales otra cosa es el bacheo, el recupero de asfalto tienen un costo, pero la Celo la que rompe las calles y debería pagar. Si a esto le sumamos que no surgen las bonificaciones también nos estarían adeudando la tasa por espacio aéreo, espacio subterráneo y la tasa de comercio. Ahora me cerraron la instancia administrativa, tengo todas las facturas pagas en termino, éstas deberán ser analizadas por peritos y sigue en la justicia porque ellos cerraron la instancia administrativa pero en realidad no habíamos empezado a discutir, no había ninguna mesa abierta”, remarcó la Contadora.

La funcionaria municipal se refirió a como fue la relación entre las partes y dijo que “en los siete años de gestión siempre estuvimos al día, inclusive en luz hasta la factura de octubre está paga. Respecto al agua, el consumo se fue al doble y no figura la bonificación que nos tienen que hacer y de acuerdo a las normas deben surgir en las facturas para que se pueda imputar al pago de las tasas que corresponden porque así no tengo comprobantes.